Skip Ribbon Commands
Skip to main content

Entendiendo el por qué hay adolescentes que se cortan y lesionan a sí mismos

Pocas imágenes provocan el grado de conmoción y repulsión que acompaña a aquellas de lesiones a sí mismo. Cuando alguien piensa en cortarse — una forma de lesión a sí mismo — lo que normalmente viene a la mente es una chica adolescente emocionalmente inestable quien se corta los antebrazos con una navaja de rasurar. Sin embargo, el comportamiento de auto-lesionarse puede ser más sutil y por lo tanto, mucho más difícil de detectar y atender. Por eso es tan importante saber cómo y porqué ocurre y a dónde puede recurrir a encontrar la ayuda.

¿Qué es el cortarse y lesionarse a sí mismo?

La lesión a sí mismo significa el hacerse daño a sí mismo intencionalmente, a menudo con el propósito de aliviar el sufrimiento. Los ejemplos del daño/lesión a sí mismo incluyen: el cortarse la piel con objetos, rasguñarse la piel, molestarse las heridas para evitar que sanen, morderse o quemarse a sí mismo y algunos ejemplos más dañinos que incluyen, el golpearse la cabeza o romperse los huesos. De las diversas maneras de hacerse daño a sí mismo, el cortarse es la más común ya que daña la piel y otros tejidos, es rara vez asociada con intentos de suicidio, pero socialmente inaceptable. Las personas que se cortan a sí mismas intentan esconder las marcas o cicatrices y puede que den explicaciones falsas de lo que en verdad ocurrió (como por ejemplo: decir que fueron arañados por una mascota). Los adolescentes utilizan diferentes objetos para cortarse (como: hojas de rasurar, tijeras, bolígrafos, tapas de botella, etc.) y lo hacen en diferentes partes del cuerpo (ejemplo: brazos, piernas, áreas genitales, abdomen, etc.)

¿Quién es más propenso a cortarse?

Gente joven de todos los grupos étnicos, edades y niveles de ingreso, se lastiman a sí mismos intencionalmente. El cortarse es el más común entre los adolescentes, jóvenes caucásicas que vienen de familias intactas de clase media a alta. El comportamiento auto-lesión a menudo comienza durante la educación media (secundaria) y a los jóvenes se les introduce a ello por grupos de gente de su misma edad y medios de comunicación (ejemplo: música, televisión, internet, etc.)

¿Qué tan común es?

Aproximadamente, una de cada ocho personas se involucra en alguna forma de auto-lesión y en el presente, esta práctica se ha extendido más que en décadas pasadas. Entre la gente con problemas mentales es más común, aproximadamente una de cada cuatro personas.

¿Por qué hay personas que se lastiman así mismos intencionalmente?

No está claro el por qué las personas se cortan a sí mismas; algunas explicaciones incluyen impulsividad, una manera de distraerse del dolor personal, sentimientos de control y presión de los compañeros. Si una persona se está cortando o se ha involucrado en algún tipo de auto-lesión, se debe consultar a un profesional especializado en salud mental. Los profesionales utilizan técnicas de entrevista para identificar las razones por las que pueda estar ocurriendo y proporcionar intervenciones para el tratamiento efectivo.

¿Cuáles son los factores de riesgo y señales que se deben observar?

Es importante recordar que cada adolescente que se corta es diferente y no todos comienzan o continúan haciéndolo por la misma razón. Además, algunos individuos que se cortan, puede que no muestren ninguna de las señales de alerta. Si usted cree o sabe que su hijo (a) se está cortando, es importante buscar ayuda profesional para evaluar las razones por las cuales está ocurriendo esto y comenzar el tratamiento adecuado. Aquí están algunos factores de riesgo y señales que han sido asociadas a la práctica de cortarse entre los adolescentes.

  • Factores de Riesgo
    • Conocimiento de que amigos o conocidos se están cortando a sí mismos
    • Dificultad para expresar sentimientos
    • Reacciones emocionales extremas por conflictos menores (enojo o tristeza)
    • Eventos familiares estresantes (divorcio, muerte, conflicto)
    • Pérdida de un amigo, novio/novia o status social
    • Imagen física negativa
    • Falta de habilidad para lidiar con los problemas
    • Depresión
  • Señales
    • El uso de manga larga durante clima caluroso
    • El uso de pulseras gruesas que nunca se quitan
    • Marcas inexplicables en el cuerpo
    • Comportamiento misterioso y retraído
    • El pasar largos períodos de tiempo a solas
    • Objetos perdidos que pudieran ser utilizados para cortarse (cuchillos, tijeras, alfileres, hojas de rasurar)

¿Qué debería usted hacer?

Si usted se entera de que su hijo (a) está involucrado en actos de auto-lesiones, recuerde que es algo común. No obstante que es algo que causa miedo a los padres, la mayoría de los adolescentes que acostumbran cortarse a sí mismos, no pretenden causarse lesiones serias que los lleven a la muerte. Si la lesión aparenta tener riesgos médicos potenciales, contacte a los servicios médicos de emergencia inmediatamente. Si la lesión no parece tener riesgos de atención médica inmediata, permanezca en calma y sin juzgar, llame al pediatra de su hijo (a) para conversar acerca de su preocupación y pida que lo refieran con un profesional especializado en salud mental que tenga experiencia en esta área.

¿Conoce a alguien que se haga daño a sí mismo? Llame a la  Línea de Emergencia Nacional del Boys Town al 1-800-448-3000 y hable con los consejeros en crisis altamente entrenados.

Por: Kimberly DeRuyck, Ph.D. y Jennifer Resetar, Ph.D
Boys Town Behavioral Pediatrics & Family Services Clinic

Soporte de la Línea de Ayuda

Nebraska Family Helpline: La línea de ayuda es gratuita, es un recurso para los padres quienes tienen preocupaciones y preguntas en referencia al comportamiento de sus niños. Llame al 888-866-8660. Hay consejeros bilingües que están disponibles.

¡Permanezca conectado!

Regístrese para recibir actualizaciones enviadas a su casillero de entrada de correo electrónico.

Contáctenos

¡Infórmese más sobre cómo nuestros servicios pueden beneficiar a su familia!

Usted puede visitar nuestra oficina comunitaria: de Boys Town al sur de Omaha en el:
4612 South 25th Street

o llámenos al:
402-734-0155 (Servicio bilingüe)

Padres: Explore algunos de nuestros consejos prácticos más populares para la crianza de los hijos. Infórmese más