Skip Ribbon Commands
Skip to main content

La importancia del ejemplo a seguir para nuestros hijos

Científicos en aprendizaje social han mostrado que mucho de lo que se aprende durante el desarrollo, se adquiere por medio de observación e imitación. Cuando nos preguntan, la mayoría de nosotros estaría de acuerdo en que los niños aprenden de ejemplos a seguir e imitan conductas de aquellos que admiran. La pregunta, entonces, no es “¿los niños imitan a los adultos?” Pero, ¿qué tipo de comportamientos de los adultos imitan los niños? y ¿Cómo podemos lograr que imiten comportamientos positivos en lugar de negativos?

No hay falta de modelos negativos a seguir por nuestros niños en nuestra sociedad actual. Los niños y adolescentes imitan las acciones y las apariencias en los videos, películas y estrellas de la televisión. Sin embargo, los medios de comunicación actuales, no están promoviendo valores familiares y ejemplos a favor de una conducta social positiva para los niños. Muchos padres se encogerían de miedo al pensar que sus hijas quieran imitar algunas de las apariencias y conductas de moda que existen en el presente.

Mientras que los niños en verdad buscan en los medios de comunicación los ejemplos a seguir, los padres tienen todavía una tremenda cantidad de influencia en la vida de sus hijos. Para aumentar su influencia, los padres necesitan limitar el tiempo que sus hijos pasan viendo televisión y videos y aumentar el tiempo que pasan con ellos. Los niños estarán más dispuestos a imitar a sus padres si pasan tiempo juntos. Adicionalmente, los padres deben tener toda la intención acerca de qué modelo quieren representar para sus hijos.

Mientras que muchos padres estarían de acuerdo en que los niños aprenden mucho imitando la conducta de otros, algunos de ellos no siempre actúan como un ejemplo positivo a seguir para sus hijos. Las cualidades que los padres intencionalmente deben de incluir son: honestidad, integridad, compasión, confiabilidad, normas y valores altos.

Soporte de la Línea de Ayuda

Nebraska Family Helpline: La línea de ayuda es gratuita, es un recurso para los padres quienes tienen preocupaciones y preguntas en referencia al comportamiento de sus niños. Llame al 888-866-8660. Hay consejeros bilingües que están disponibles.

¡Permanezca conectado!

Regístrese para recibir actualizaciones enviadas a su casillero de entrada de correo electrónico.

Contáctenos

¡Infórmese más sobre cómo nuestros servicios pueden beneficiar a su familia!

Usted puede visitar nuestra oficina comunitaria: de Boys Town al sur de Omaha en el:
4612 South 25th Street

o llámenos al:
402-734-0155 (Servicio bilingüe)

Padres: Explore algunos de nuestros consejos prácticos más populares para la crianza de los hijos. Infórmese más