Skip Ribbon Commands
Skip to main content

Niño de 3 años fuera de control

Pregunta:

Soy una ama de casa, con un niño de 3 años fuera de control. Es destructivo, avienta juguetes, rompe cosas, grita, pega y atormenta al perro. Cuando trato de disciplinarlo, él grita, patalea, pega y se golpea a sí mismo en la cabeza. He intentado los tiempos fuera y hablar con él a su propio nivel. El solo se echa hacia atrás y me grita. Estoy preocupada acerca de su habilidad para aprender porque no puede permanecer sentado, ni aun para colorear.

Respuesta:

Los “terribles tres” son tan comunes como los “terribles 2”. Es nuestro trabajo como padres enseñar a los niños las responsabilidades, habilidades para la vida y conductas socialmente aceptables que le lleven a ser independiente. Una manera de hacer esto, es predicando con el buen ejemplo. Cuando las cosas no ocurren como queremos para nosotros los padres, ¿aventamos la toalla de los trastes o le gritamos a nuestro esposo? Su hijo es como una esponja que absorbe todas las señales, los sonidos y comportamientos alrededor de él.

¿Cuándo ocurren este tipo de conductas? ¿Es cuándo él está frustrado? O ¿es cuando usted le da una simple instrucción? Muchas de las rabietas de temperamento vienen al no poder completar una tarea debido a que esas actividades motoras finas, simplemente no se han desarrollado todavía. Asegúrese que los juguetes y juegos de su hijo son apropiados para su edad.

Un niño (a) tiene muchas oportunidades de aprender por medio del juego. Los niños de 3 años están interesados en jugar con otros niños de su propia edad. Esto puede ser útil. Los niños pueden ser un ejemplo a seguir entre ellos mismos. Tienen padres a su lado que pueden estar monitoreando y enseñándoles en referencia al mal comportamiento.

Por ejemplo, si su hijo toma el juguete de un amigo y grita “¡es mío!” Enséñele una reacción alternativa. Dígale: “No, Tomas lo agarró primero”” Él va a jugar por cinco minutos y luego será tu turno”. Si usted necesita separarlos, hágalo. Si su hijo se tira gritando, llévelo a otro lugar.

Lo más tranquilo y consistente que usted sea, le estará enseñando y modelando conductas apropiadas, lo que va a pasar es que sus rabietas disminuirán en frecuencia e intensidad.

Asegúrese de darse tiempo para usted y recuerde que su hijo está aprendiendo todos los días. Conforme vaya creciendo, su lapso de atención aumentará.

Muchas escuelas pre-escolares tienen programas para niños desde la edad de 2 años. Piense a que quizás puede ponerlo en una clase solo un día a la semana para que él tenga aún más oportunidades de aprender.

Soporte de la Línea de Ayuda

Nebraska Family Helpline: La línea de ayuda es gratuita, es un recurso para los padres quienes tienen preocupaciones y preguntas en referencia al comportamiento de sus niños. Llame al 888-866-8660. Hay consejeros bilingües que están disponibles.

¡Permanezca conectado!

Regístrese para recibir actualizaciones enviadas a su casillero de entrada de correo electrónico.

Contáctenos

¡Infórmese más sobre cómo nuestros servicios pueden beneficiar a su familia!

Usted puede visitar nuestra oficina comunitaria: de Boys Town al sur de Omaha en el:
4612 South 25th Street

o llámenos al:
402-734-0155 (Servicio bilingüe)

Padres: Explore algunos de nuestros consejos prácticos más populares para la crianza de los hijos. Infórmese más